tigres

Mejillones tigre

Ahora que se acerca la navidad os traemos una riquísima y típica tapa con la que sorprender a tus comensales.

Espero que os guste ! 

Valoración de la Receta

  • (5 /5)
  • (1 Valoración)

Instrucciones

  • 1. 1. En primer lugar, limpie los mejillones; déjelos durante la noche con abundante agua con sal.
  • 2. 2. A la mañana siguiente, límpielos con abundante agua para quitar los pelillos y métalos en una cazuela. A continuación tape la cazuela y póngala a fuego medio-fuerte para cocinarlos al vapor. Una vez estén todos abiertos habrán terminado de cocinar; Déjelos enfriar y separe la carne del mejillón guardando la cáscara, la carne y el agua que han soltado.
  • 3. 3. Antes de empezar a preparar la bechamel pique la carne de mejillón y resérvala. Pica el pimiento verde y la cebolla y ponlos a pochar en una sartén. Salpimiéntalos y déjalos cocer durante 15 minutos a fuego bajo y removiendo de vez en cuando. Cuando este listo , añade la carne de mejillón y mézclalo bien.
  • 4. Para preparar la bechamel coja una cazuela alta y añada aceite de oliva y harina.Cocina la harina durante unos minutos y añade un poco de leche sin dejar de remover. Cuando vea que empieza a espesar, añade el resto de la leche y deja cocer durante unos minutos. No te olvides de remover todo el rato para que no se pegue en el fondo. Añade una pizca de sal ,pimienta y nuez moscada antes de añadir la mezcla de los mejillones. Ten en cuenta que cuando juntes las dos mezclas no debe pasarse de sal. También pues salar al final y solo añadir la pimienta y la nuez moscada pero eso depende de cada uno.
  • 5. Mezcla las verduras con la bechamel y añade una pizca de pimentón picante mientras se cocina durante unos minutos a fuego lento. Tienes que añadir la mezcla antes de que se espese en su totalidad para que las dos mezclas se cocinen juntas durante unos minutos y transfieran su sabor .
  • 6. Deja enfriar la mezcla durante toda la noche con film y por la mañana rellenas las conchas de los mejillones , las pasas por pan rallado y dejas en la nevera hasta la hora de comer. Freír en abundante aceite o cocinar al horno con un chorrito de aceite.

Be Social